El Reino Unido y la Unión Europea

Bruselas – Las relaciones entre Reino Unido y la Unión Europea.

Hasta su tercer intento, Reino Unido no entró en la Comunidad Económica Europea, en 1973.

El general De Gaulle vetó dos veces la adhesión de este país a lo que es hoy la Unión Europea. Le preocupaban las estrechas relaciones de los británicos con Estados Unidos y las naciones de la Commonwealth.

Europa era un mercado atractivo en una época en que el Reino Unido sufría una crisis económica importante.

Ya siendo miembro, el país mostró su reticencia a transferir una parte de su soberanía y a ser parte de una estructura política europea.

El Reino Unido se ha mantenido al margen del grupo en varias ocasiones:

– En 1984, Margaret Thatcher logró obtener una rebaja en la participación británica en el presupuesto europeo, con el argumento de que su país aprovechaba poco la política agrícola común.

– Se adhirió tarde y solo temporalmente al sistema monetario, concebido para estabilizar las monedas.

– Más tarde, el país rechazó unirse a la zona euro y al espacio Schengen.

– Por último, Londres que no aceptó firmar el tratado presupuestario que obliga a los gobiernos a reducir su déficit.

El ex primer ministro David Cameron de nuevo puso a prueba la paciencia de sus colegas europeos al renegociar el papel del Reino Unido en febrero de 2016. Pero sus esfuerzos para garantizar un estatus especial a su país resultaron inútiles, ya que el 23 de junio de 2016 los británicos decidieron en referéndum abandonar el bloque.